Papa Francisco se reúne con alcaldes del Mundo

(Fuente: Radio Vaticano)
11755752_1035529723125298_7795774018296035250_nEl Papa Francisco y alcaldes de las ciudades de todo el mundo que han firmado una declaración de intenciones para combatir daños al medio ambiente y la trata de seres humanos.

La firma del documento, seguido de una reunión el martes por la tarde en el vaticano entre el papa y los alcaldes que están asistiendo a un taller de dos días, titulado “la esclavitud moderna y el cambio climático” organizado por el rector de la pontificia de las ciencias y academias de ciencias sociales.

11204936_1035531699791767_9077282507985353556_nA continuación el texto completo de la declaración común:

Nosotros, los abajo firmantes han reunido en las Academias Pontificias de Ciencias y Ciencias Sociales para abordar dos emergencias dramáticas interconectadas: el cambio climático inducido por el hombre, y exdusion social en las formas extremas de pobreza radical, la esclavitud moderna y la trata de personas, nos unimos desde muchas culturas y clases sociales, lo que refleja el anhelo común de la humanidad para la prosperidad, la justicia y la paz la sostenibilidad ambiental, la felicidad.

Sobre la base de la encíclica Laudato si ‘, se ha considerado la más abrumadora evidencia científica sobre el cambio climático inducido por el hombre, la pérdida de la biodiversidad, y la vulnerabilidad de los pobres a los desastres económicos, sociales y ambientales.
A la vista de las emergencias atribuibles al cambio climático inducido por el hombre, la exclusión social y la pobreza extrema, nos unimos para declarar lo siguiente:
El cambio climático inducido por el hombre es una realidad científica, y su control efectivo es un imperativo moral para la humanidad.
En este espacio moral básico, las ciudades desempeñan un papel muy importante. Todas nuestras tradiciones culturales defender la dignidad inherente y la responsabilidad social de cada persona y el bien común de toda la humanidad relacionados. Afirman la belleza, la maravilla y la bondad inherente del mundo natural, y apreciar que es un don precioso confiado a nuestro cuidado común, por lo que es nuestro deber moral de mayordomo en lugar de devastar el jardín que es nuestra “casa común”.
A pesar de tener un papel mínimo en la alteración del clima, los pobres y excluidos cara terribles amenazas del cambio climático inducido por el hombre, incluyendo el aumento de la frecuencia de las sequías, tormentas extremas, olas de calor y aumento del nivel del mar. Hoy la humanidad cuenta con los instrumentos tecnológicos, los recursos financieros y los conocimientos técnicos para revertir el cambio climático a la vez que acabar con la pobreza extrema, mediante la aplicación de soluciones de desarrollo sostenible, incluyendo la adopción de sistemas de energía con bajas emisiones de carbono con el apoyo de las tecnologías de información y comunicaciones.
La financiación del desarrollo sostenible, incluyendo el control efectivo del cambio climático inducido por el hombre, debe ser reforzada a través de nuevos incentivos para la transición hacia bajas emisiones de carbono y las energías renovables, ya través de la búsqueda incesante de la paz, lo que también permitirá un cambio de público la financiación de los gastos militares a las inversiones urgentes para un desarrollo sostenible.

El mundo debe tomar nota de que la Cumbre del Clima en París a finales de este año (COP21) puede ser la última oportunidad real de negociar acuerdos que mantienen el calentamiento inducido por el hombre por debajo de 2 ° C, y su objetivo es quedarse muy por debajo de 2 ° C para la seguridad, sin embargo, la trayectoria actual puede muy bien llegar a una devastadora 4 ° C o más. Los líderes políticos de todos los Estados miembros de la ONU tienen la responsabilidad especial de acuerdo al COP21 a un acuerdo sobre el clima audaz que limita el calentamiento global a un seguro para la humanidad límite, mientras que la protección de los pobres y los vulnerables al cambio climático en curso que pone en grave peligro su vida. Los países de altos ingresos deben ayudar a financiar los costos de la mitigación del cambio climático en los países de bajos ingresos como los países de altos ingresos han prometido hacer.
Mitigación del cambio climático requerirá una rápida transformación hacia un mundo impulsado por energía baja en carbono renovable y otros y la gestión sostenible de los ecosistemas. Estas transformaciones deben llevarse a cabo en el contexto del acordadas a nivel mundial Objetivos de Desarrollo Sostenible, en consonancia con acabar con la pobreza extrema; garantizar el acceso universal a la atención sanitaria, la educación de calidad, el agua potable y la energía sostenible; y cooperar para poner fin a la trata de personas y de todas las formas de esclavitud moderna.
Como alcaldes nos comprometemos a construir, en nuestras ciudades y asentamientos urbanos, la resistencia de los pobres y los que están en situación de vulnerabilidad y reducir su exposición a eventos extremos relacionados con el clima y otros impactos y desastres económicos, sociales y ambientales, que la trata de personas de crianza y peligrosa migración forzada.
Al mismo tiempo, nos comprometemos a acabar con el abuso, la explotación, la trata y todas las formas de esclavitud moderna, que son crímenes contra la humanidad, incluido el trabajo forzado y la prostitución, el tráfico de órganos, y la servidumbre doméstica; y para el desarrollo de programas nacionales Ment reasentar y reintegración que eviten la repatriación involuntaria de personas objeto de trata (cf. revisión de PASS de la ONU Objetivos de Desarrollo Sostenible, n. 16.2).
Queremos que nuestras ciudades y asentamientos urbanos se vuelvan cada vez más socialmente inclusivo, seguras, resistentes y sostenibles (cf. ONU Objetivos de Desarrollo Sostenible, n. 11). Todos los sectores y partes interesadas deben hacer su parte, un compromiso que nos comprometemos plenamente a nosotros mismos en nuestras capacidades como alcaldes y particulares.

11760177_1035531713125099_7591088822684817727_n